Mauricio "Pipo" Castro: “Fui un tipo indisciplinado y muy inmaduro”

Mauricio el “Pipo” Castro nos platicó desde Miami los motivos de su retiro tempranero del fútbol profesional y cómo es su nueva vida en Estados Unidos.

Mauricio Castro tomó la decisión de irse a vivir en Estados Unidos donde tiene cuatro años de residir.
Mauricio Castro tomó la decisión de irse a vivir en Estados Unidos donde tiene cuatro años de residir. *
Limber Pérez

Mauricio "El Pipo” Castro impresionó con su calidad futbolística. Zurdo de mucha categoría que pudo dar más en su carrera, pero que se acortó por varios motivos, uno de ellos una fuerte lesión que el histórico Cuauhtémoc Blanco le provocó y además de sus rebeldías que también le pasaron factura. Ahora vive en Miami.

Pipo, te declaraste un admirador fiel del "Nene" Obando. ¿Qué tanto te impresionaba?
El "Nene" Obando… vos sabés que en los 90, aquella selección donde estaba Arnold Cruz, Obando, Dolmo Flores, todos ellos eran ídolos míos, con los amigos disfrutábamos cuando jugaba la Bicolor.

Contra Costa Rica fueron históricos, porque tuvieron bonitas jugadas, no me acuerdo mucho de los resultados, pero sí de las acciones, entonces yo me fui formando con esas ideas de juego e imagínate, al final pude ser compañero de él en el Motagua.

¿Siempre creíste que algún día podías emular al "Nene" Obando?
Sí, siempre me formé con esa idea que le vi a él cuando yo era niño, siempre que iba a entrenar yo le decía a mi papá que me gustaría ser como el Nene Obando y él me decía que practicara la forma de jugar de él.

En los entrenamientos siempre le pegaba con la derecha, ya que yo era zurdo y gracias a Dios eso me sirvió mucho, cuando llegué a ser profesional, para mí era fácil meter un centro, un tiro libre, un tiro de esquina con la pierna que no era la hábil, pero yo la había perfeccionado para que fuera como la habilidosa.

pipo4(800x600)

En su momento Pipo Castro estuvo en los planes de Reinaldo Rueda para el Mundial de Sudáfrica 2010.

Eres un hondureño más que optó por el sueño americano, ¿te vas a quedar viviendo ahí?
Sí, ya tengo cuatro años de estar en Miami y creo que fue una decisión muy buena, porque después que salí de la MLS regresé a Honduras tratando de levantar mi nivel porque volví con una lesión en el tobillo y no lo pude hacer, llegué a un equipo pequeño y no había suficiente logística y lo económico no ayudaba, lastimosamente no se pudo, entonces tuve que optar por darle fin a mi carrera y buscar un futuro porque tengo familia que mantener.

¿Qué tanto se te ha dificultado el sueño americano, estás tranquilo, encontraste la paz?
Sí, estoy tranquilo, al principio es difícil, porque después de toda mi vida patear el balón y venir aquí que es un nivel diferente, como dicen, si no te pones las pilas te chupa la bruja. Al principio fue difícil porque no sabía nada más que jugar fútbol, pero gracias a Dios encontré gente que me tendió la mano hasta llegar a donde estoy ahora, que soy mi propio jefe y gracias a Dios estoy muy bien, la verdad me siento bendecido.

Normalmente cuando un jugador se retira tiende a ser haragán y llega a Estados Unidos y quiere seguir viviendo como futbolista. ¿Te costó, tuviste que ensuciarte las manos y dejar los shorts para comenzar a usar pantalones largos?
Sí. Yo nunca le tuve miedo al trabajo, desde que vine dije que iba a hacer lo que tenga que hacer, entonces estuve como dos meses sin realizar nada porque no conocía gente que me pudiera tender la mano, pero poco a poco fui a las canchas y las personas me reconocían, así fui conociendo gente y entonces me dieron la oportunidad de trabajar con ellos en varias cosas, construcción, pintura y otras cosas, así fue como me formé.

¿Qué tan difícil es la vida en Estados Unidos para un exfutbolista que tuvo todo tipo de lujos, qué tan duro es cuando todo se acaba y tenés que empezar como un peón?
Fijate que a mí no se me ha hecho difícil, más bien, me siento cómodo, como te digo, es un cambio bastante grande, como decís vos, uno como futbolista tiene los buenos lujos y venís acá a ser uno más, pero a mí no me afectó eso, vale más que siempre tuve esa virtud para acoplarme a las situaciones, siempre me he mantenido firme en lo que es la humildad, eso me ha ayudado mucho, gracias a Dios aquí estoy, me mantengo en forma, siempre juego los fines de semana y no me quejo de nada.

pipo7(800x600)

Pipo Castro ahora tiene su propia empresa que ha constituido en la ciudad de Miami en La Florida.

Aquí en Honduras se creyó que Pipo iba a tener una representación internacional en el fútbol. ¿Qué pasó? Hay rumores que dicen que eras medio indisciplinado, ¿crees que eso te pudo haber afectado?
En cierto modo creo que sí, fui un tipo indisciplinado y en cierta forma inmaduro, al final eso me terminó afectando como la vez que Motagua me falsificó el contrato, me pusieron cuatro años de más, yo nunca me enteré, yo dije que hablando con la gente del Motagua iba a arreglar el problema, pero no se llegó a ningún arreglo.

Entonces yo creo que era error irme del equipo molesto, cuando me salí del club entré a muchos equipos pequeños, estaba en lo mejor que podía dar en el fútbol, pero en estos clubes la cosa es más difícil, pero sí, siempre quise hacer o que yo pensaba que era para mi bien, pero al final no sé si me afectó a no la indisciplina. Aunque nadie te va a decir que me veían bebiendo en discotecas, yo siempre fui una persona que se cuidó mucho y lo que tenía era un carácter fuerte que chocaba con varios, ya fueran directivos o jugadores. Yo siempre hice amigos en todos los equipos en donde anduve.

¿Cómo fue que Motagua te falsificó el contrato, cómo te dormiste?
Pues fijate que fue en 2003 cuando me tocaba renovar contrato, entonces la gente de Olimpia también se interesó por mí, yo solo quería que Motagua me aumentara 8 mil lempiras de contrato, yo no sé cómo fue que Olimpia se dio cuenta que yo estaba sin contrato, pero yo estaba enamorado de Motagua, entonces yo les dije: “La primera opción la tiene Motagua, pero yo les voy a hacer saber”, entonces como que en el equipo se dieron cuenta que Olimpia me quería y me dijeron que firmara, y yo fui.

Yo estoy seguro que firmé solo por un año, cuando pasa ese año yo le dije a la persona encargada que si íbamos a volver a renovar, yo había hecho un gran torneo, entonces quería mejor sueldo y me dijeron que cómo íbamos a renovar si yo había firmado por cuatro años, entonces yo le respondí, “¿cómo que por cuatro?". Ahí fue donde me clavaron.

¿Al final esa falsificación te llevó a convertirte en un jugador rebelde dentro de la institución?
Claro que sí, toda la gente me decía que no hacía las cosas bien, como te repito, nadie te va a decir que yo era un drogadicto, que solo pasaba en discotecas o un borracho, nada que ver, yo me cuidaba mucho, pero eso sí me afectó bastante, me dolió y terminé jugando en equipos pequeños por cuatro años, cuando finalizó mi contrato en 2007 fue cuando Olimpia me fichó.

¿No pudiste demandar al Motagua, no te llegó una copia de contrato después que vos firmaste?
No, nunca, cuando yo firmé le dije a la persona por la copia, ella me dijo que me la iba a dar, todavía la sigo esperando, pero estuve mal asesorado, yo lo único que quería era jugar y ganar dinero, pero uno se encuentra con estos inconvenientes que a la larga terminan afectando.

¿Con quién firmaste ese contrato, te acordás de ese día, a qué hora fue, ibas motivado a firmar por un año?
Claro que me acuerdo, fue una tarde en la oficina de Marco Tulio Gutiérrez, con ellos fue que firmé el contrato.

¿Entonces fue que te la pusieron con tu contrato?
Sí, pero me entendés, eso no me interesa, fueron cuatro años que le di al Motagua, un equipo grande, estar ahí es como estar en una vitrina.

¿Por qué siempre salen mal los grandes jugadores que ha tenido Motagua?
No sé, no hay explicación porque creo que cuando hay jugadores que vos mirás que te aportan cosas diferentes en el equipo, yo creo que hay que arroparlos de diferentes formas, la verdad yo creo que por todo el tiempo que estuve en Motagua merecía otro trato, pero no fue así y me tuve que salir, me doy cuenta que han pasado muchos casos parecidos al mío, ojalá que eso se mejore en el equipo.

La lesión de tu tobillo, ¿fue Cuauhtémoc Blanco quien te la ocasionó?
En un partido de liguilla, donde yo quería patear la bola, y él, conocido por su mala intención no pateó la bola y me dio en el tobillo y tuve una rotura de ligamento, los cartílagos me los desarmó y yo seguí jugando como diez minutos más, pero terminó siendo más grave la lesión.

¿Cuauhtémoc te lesionó de manera malintencionada o cómo fue ese asunto?

Sí hubo mala intención de parte de él, porque no era una jugada para tirar una patada de esa forma, solo mira lo que se puede esperar de Cuauhtémoc, pero eso se queda en el pasado.

pipo8(800x600)

Pipo Castro tuvo que ser operado en San Pedro Sula por el ortopeda Óscar Benítez, pero esta lesión marcó el final de su carrera.

¿Las lesiones fueron jugando un papel en tu carrera, por qué los futbolistas con tanto talento como vos siempre son afectados por lesiones graves?
Fíjate que sí, será porque uno que le gusta andar el balón siempre anda más expuesto y lastimosamente hay jugadores malintencionados, yo no vi la patada de Cuauhtémoc, entonces tuve que aguantarla, pero sí dolió bastante salir así de la MLS, porque me quería quedar muchos años, desde que llegué fui titular, yo creí que podía salir a otro país, pero lamentablemente me armaron esa y me fui de la MLS.

¿Sentiste que sucedieron cosas raras en contra tuya cuando estuviste en el New England Revolution. El equipo fue injusto con vos?
La verdad que sí, porque lo malo era que había muchos americanos, solo había un jugador que hablaba español porque le tocó jugar en Chile. Tuve que aprender inglés a la fuerza, entonces yo creo que eso fue difícil porque a veces no tenía ni cómo irme a un entreno, al equipo le faltó mucho en eso, no me facilitaban transporte para una práctica, cuando llegué estuve dos meses metido en un motel y así fue bien difícil, pero me pude acoplar y después era titular durante estuve jugando.

Dicen que una vez intentaste suicidarte en el Motagua. ¿Por qué se te ocurrió hacer esa locura?
No, quién te dijo eso, es un invento.

¿Por qué no te consolidaste en la Selección Nacional con tantas condiciones envidiables que tenías?
Creo que fue eso mismo de los cuatro años en equipos pequeños, porque cuando yo estuve en Motagua era convocado a la Selección. Me llamó el profesor Edwin Pavón, estuve para una Copa de Oro y cuando salí de Motagua caí en equipos pequeños, ya no me llamaban a la Bicolor, creo que solo una vez me convocó el profe Chelato, pero solo para ir a jugar un amistoso en Japón y luego cuando estuve en el Hispano para competir en la Copa Uncaf, la verdad que anduve muy bien, pero cuando estuve en otros clubes ni me volteaban a ver, creo que eso es lo difícil, que no te toman en cuenta aunque tengas muchas condiciones.

Te retiraste sin pena y sin gloria. Un día dejaste de jugar y se acabó todo.
Sí, yo siempre fui así, de mi propia ley. Yo jugaba fútbol, pero era una persona a la que no le importa nada. Me tocó dejar el fútbol de un solo golpe, no lo tomé a mal porque esa era la voluntad de Dios.

pipo1.2(800x600)

Pipo Castro en 2007 pasó a jugar en el Olimpia y desde acá se ganó convocatorias a la Bicolor.





¿En qué consiste tu función como dirigente del Naples United?
Eso fue como un invento, hasta ahorita que me lo volvés a mencionar me doy cuenta, la verdad no sé de qué se trataba eso, no estoy bien informado al respecto.

¿Tenés algún resentimiento hacia la gente del Motagua por todas las injusticias que cometieron contra vos?
No, para nada, yo estoy tranquilo, lo único que me acuerdo de Motagua es cuando jugaba con ellos que a veces había partidos que los sentía de corazón, más los clásicos, siempre recuerdo a la afición, yo estuve en Motagua desde las ligas menores, cuando tenía nueve años y me siento bendecido por haber estado en primera división, lo único que les deseo es mucho éxito a todos.

¿Siempre cantás cuando vas manejando o ya te retiraste de las cantadas?
Yo creo que ese era mi segundo talento, lastimosamente nunca lo pude pulir, pero me encanta la música.

pipo2(800x600)

En el 2011 vistió la camisa del Atlético Choloma y terminó siendo el final de su carrera, en 2013 emigró a Miami.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias

En Portada