La dura historia de Luis Cruz, el hondureño que ha jugado en 12 clubes de segunda división

Se le conoce como el 'Indio' y se trata de un jugador catracho que a sus 33 años ha visto como su sueño de jugar en primera división ha llegado a su fin.

Luis Cruz es el reflejo de muchos jugadores que no logran cumplir el sueño de llegar a primera división.
Luis Cruz es el reflejo de muchos jugadores que no logran cumplir el sueño de llegar a primera división. *
Victor Bustillo

Sin duda es una historia conmovedora, triste, pero a su vez admirable por su gran espíritu de lucha. Su nombre es Luis Alberto Cruz Lara, jugador hondureño que ha visto como su sueño de ser profesional se ha acabado.

Su vida fue muy dura, viene de una familia humilde, creció en La Colonia Lomas del Cortijo (en Tegucigalpa), donde un equipo llamado "Cachorros" le abrió las puertas para alejarse de los malos pasos.

Desde ahí vio el fútbol como su gran pasión y como una salida importante para ser alguien y ayudar a su familia, pero Luis Cruz no ha tenido la suerte ni la oportunidad que otros si tuvieron.

Actualmente tiene 33 años de edad y su historia es digna de compartir. Hoy en su mente está colgar los tacos debido a la falta de oportunidades y a la frustración de no hacer posible su sueño de jugar en primera división.

"El fútbol ha sido mi vida entera, lo he disfrutado bastante, es una pasión, siempre fue la mitad de mi corazón", relata el Indio, como se le conoce.

28033808_1548124508617359_762125249_o(800x600)

Luis Cruz estuvo en muchos equipos en la Segunda División de Honduras.

Con apenas 15 años, este jugador capitalino comenzó su aventura en la Liga de Ascenso, pero nunca ha recibido una chance en el máximo circuito. Son 18 años jugando en la segunda y hoy el sueño está más lejos que nunca. Es por ello que Luis ya piensa en abandonar el fútbol.

Su primer equipo fue el Juventus: "Han sido como 12 equipos en los que he participado en segunda, los más reconocidos son el Olancho FC, el Valencia, San Lorenzo, Valle FC, entre otros".

"Siempre me tocó vivir lejos de mi familia, fue muy duro y llegó un momento en que uno se cansa de estar largo", comenta el catracho.

Alberto Lara lamenta que en el fútbol de Honduras existan muchos futbolistas que se quedan con las ganas de llegar más lejos. Esta es la realidad.

28053738_1548124798617330_835145075_n(800x600)

Luis Cruz actualmnete está en Tegucigalpa, pues su deseo es estar junto a su familia.

"Hay muchos jugadores que no cumplen su sueño por falta de oportunidades, lastimosamente hay entrenadores que ya tienen su gente y quizás uno no es del agrado de ellos", confiesa.

Y agregó sobre el tema: "A veces el jugador que viene de abajo tiene más ganas, más hambre de triunfar, pero ellos prefieren jugadores de renombre".

Luis Cruz ha tenido una vida muy dura como futbolista, pues aparte de estar lejos de su familia y hogar, ha tenido que sobrevivir con los problemas económicos de muchos clubes. Es más que oficial que apenas se puede comer con un salario en un club de la Liga de Ascenso.

El de 300 Lempiras mensuales fue el primer salario de Luis Cruz Lara. "De esos 300 Lempiras, pagaba 100 de luz y el resto era para comprar desodorante, cremas y lo que te ajustara", dijo.

"Hubo un equipo donde me quedaron debiendo 25 mil Lempiras y ese dinero quedó perdido", expresó el Indio, que hoy ya tiene nuevos objetivos, encontrar un trabajo con un mejor salario. Quizá siga vinculado al fútbol, pero como entrenador.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias