Jafet Soto: “A Diego Vázquez me lo ofrecieron, pero no estuvo como opción”

Jafet Soto, gerente del Herediano, club que se medirá al Saprissa del 'catracho' Jerry Bengtson en la final de la Liga de Costa Rica, también habló de su polémica con Luis Garrido y confesó su gusto por Alex López.

Jafet Soto se encargó de detallar lo que ocurrió con el tema de Diego Vázquez.
Jafet Soto se encargó de detallar lo que ocurrió con el tema de Diego Vázquez. *
Limber Pérez

La Silla Eléctrica esta vez trae a un exseleccionado tico que se midió muchas veces con Honduras y compartió con varias leyendas de la H: Jafet Soto. El ahora gerente general del Herediano, rival del Saprissa de Jerry Bengtson en la final de Costa Rica, se refiere al presente del fútbol de ambos países y valora el trayecto de la tripleta hondureña del Alajuelense que integran Roger Rojas, Alex López y Luis Garrido.

Profesor, su equipo en estos momentos está bien conjuntado, ¿ya siente la copa?
Pues yo pienso que los equipos que estamos clasificados estamos pensando en el campeonato y yo no soy la excepción, todos lo queremos.

Pero usted llegó con ventaja, los demás buscaban el campeonato...
Bueno, el objetivo es llegar a lo más alto que es buscar el campeonato, dimos un pasito, pero no es que queremos, queremos ganar el torneo nacional, con buena forma, respeto a los rivales, eso es lo que deseamos.

¿Qué tanto le ha costado lograr conjuntar a este Herediano?
Pienso que el trabajo ha sido muy duro con el calendario, ha sido muy pesado, el equipo terminó de jugar la final pasada el 23 de diciembre y el campeonato comenzó el 8 de enero. Tuvimos la salida de figuras importantes y la lesión de algunas.

Algo peculiar en este torneo tico fue que de los cuatro equipos que clasificaron, la única diferencia entre los primeros tres era de un punto...
Sí, desde el cuarto al primero hay seis puntos y de ahí para abajo hay uno y dos respectivamente, entonces creo que el campeonato fue muy regular, muy competitivo y esta etapa no fue la excepción.

¿Cómo buscará que su equipo mantenga ese nivel competitivo, esa solidez?
Pues es la idea, darle esa solidez y ritmo de competencia que necesitamos para ganar esto, no es fácil, nos enfrentamos con tres equipos muy sólidos en los últimos años.

Futbolísticamente hablando, usted fue un jugador que rindió en todos los equipos donde jugó; estuvo en la MLS, en Costa Rica, en varios clubes en México, pero nunca ganó campeonatos como jugador, ¿a qué se debió?
Yo estuve 11 años en diferentes equipos del fútbol mexicano, jugué más de 14 liguillas, fui seleccionado nacional y a veces es una cuestión de momentos en los clubes, así es esto, pero dichosamente como gerente deportivo y general que soy el Herediano ha logrado cinco campeonatos.

En México era difícil para los jugadores centroamericanos que cruzaban la frontera, ¿qué tan fácil fue para usted que goleó, destacó y jugó con gran facilidad? ¿A qué se debió en aquellos tiempos?
Bueno, eso solo se lo debe preguntar a (Carlos) Pavón, es muy difícil jugar en el fútbol mexicano, muy duro, yo estuve con varios centroamericanos, pero ojo, no muchos; como tú dices, el fútbol mexicano es muy complicado, estuvimos a un buen nivel con grandes equipos, en los que era competencia pura y a veces a mí y al mismo Carlos nos tocaba estar con cuatro argentinos, entonces eso es lo que uno le quiere transmitir a estos equipos, la mentalidad de siempre querer sobresalir.

¿Cómo es su relación con Carlos Pavón?
No tenemos una relación cercana con él, pero cuando nos vemos nos saludamos, es una persona a la que admiro mucho, es un histórico de Centroamérica.

Los duelos que usted jugaba contra Honduras en el clásico centroamericano Costa Rica-Honduras, ¿eran duros o definitivamente son partidos cotidianos?
Son partidos diferentes, en los que se juega muchísimo, aparte del marcador se juegan otras cosas: el orgullo, la historia, muchas cosas...

Cuando venía a Honduras lo hacía tranquilo a pesar del clima y siempre hacía buenos partidos, me imagino que era porque se concentraba bastante y siempre buscaba la forma de llegar bien...
Yo creo que en general hay que tener profesionalismo y seriedad, eso es a lo que le hemos apuntado en esta linda carrera del fútbol.

En su país lo consideran un ícono, pero también siento que siempre está en el ojo del huracán, ¿esa es parte de su personalidad?
Yo creo que depende de la perspectiva en la que se vea, yo siempre trato de decir las cosas que pienso, nunca me las guardo, eso es lo único.

Digamos el caso de las inconvenientes declaraciones que usted había hecho sobre el hondureño Luis Garrido, ¿en qué se basó?
Pues yo solo diré que lo que ocurrió con Garrido ya pasó, él es un buen jugador, yo dije las cosas en su momento y eso ya pasó.

¿Mientras usted esté al mando del Herediano habría oportunidad para algún hondureño?
¿Por qué no? Son grandes jugadores, con temperamento, historia y hambre.

¿Qué disfruta más? Tiene una final, pero también desistió de ser entrenador del Herediano, ¿siente que hay más mando como gerente general?
No, depende de cómo uno lo quiere, yo estoy feliz con estar en el fútbol, sé en qué lugar debo estar, qué limitaciones como profesional tengo y la verdad que me gusta mucho estar en la gerencia general, apoyando a los técnicos que hemos traído y sé que podemos ayudar muchísimo a los jugadores.

Usted como gerente general cuando ha tenido el mando, ¿se involucra bastante o solo observa y luego toma decisiones?
Yo nada más doy recomendaciones, el entrenador es el que manda.

Aquí hay un argentino que dirige el Motagua, Diego Vázquez, se rumoró que él tuvo la oportunidad de llegar al Herediano, ¿usted pensó en él?
No, en ningún momento, se rumoró, pero porque me lo ofrecieron, no porque yo lo haya buscado.

¿Pero el nombre de él llegó a sus oídos?
Sí, me lo ofrecieron, pero la verdad que no estuvo en la mesa como opción.

No sé si estoy equivocado, pero hice una investigación previa de usted, ¿cuando era juvenil intentó fichar por las inferiores del Saprissa?
No, nunca, esa es una historia falsa, a mí me invitaron a entrenar, pero yo nunca estuve oficialmente con ellos.

¿Esa química que usted ha logrado conseguir con sus jugadores se debe a su experiencia como futbolista o siempre ha sabido que lo mejor es buscar la manera de llevarse bien con los dirigidos?
No, cuando eres jugador se aprende a formar grupos hasta cierto punto, para ser entrenador hay que estudiar y prepararse, son cosas completamente diferentes.

Usted fue asistente de La Volpe y veo que está intentando implementar el “Lavolpismo” en su equipo, ¿influyó bastante el argentino en su formación como técnico?
Total, él es uno de los mejores entrenadores de toda Latinoamérica, tiene mucha capacidad, es un docente, una persona que sabe muchísimo de fútbol y de la cual uno sigue aprendiendo.

Su pareja se llama Alejandra Ocampo, ¿lo regaña cuando usted está en polémicas, qué le dice ella?
No, ella no me mira.

¿Este Costa Rica en el Mundial de Rusia podría repetir lo mismo que hizo en Brasil o tener algún acercamiento desde su perspectiva?
Ya solo el hecho de cómo nos calificó la prensa internacional, que dijo que no íbamos a tener la oportunidad, nos pone a soñar a que si lo hicimos bien en 2014 lo podemos volver a hacer bien en 2018.

Óscar Ramírez es técnico nuevo, filosofía nueva, como entrenador ¿a qué le debería apostar, es suficiente el rendimiento que demostró en la eliminatoria o tendría que cambiar?
No, yo creo que tiene que mejorar, se hizo muy bien en la eliminatoria, pero se debe mejorar; tenemos un entrenador muy capaz, estudioso, muy trabajador, así que todos tenemos muy altas expectativas.

¿Usted no descarta algún día estar vinculado como director técnico de la selección de Costa Rica o se va a dedicar por completo a la gerencia administrativa?
Yo estoy bien en el Herediano.

¿Qué representa el Herediano para Jafet Soto?
Mi casa, si usted me preguntara qué es lo que cambiaría de todo lo que he hecho, sería compartir más con mi familia, pero no sé si lo logro, el Herediano es mi casa.

¿Cuánto tiempo le dedica al Herediano al día?
Muchas horas.

¿No tiene problemas en casa con su familia, no le han reclamado por qué tanto allá y nada acá?
No.

¿Siempre está defendiendo al Herediano a capa y espada?
Sí, al Herediano se le defiende donde sea.

¿El cambio de presidente no ha afectado en el Herediano?
No, ese es un tema privado, no tengo por qué referirme a él.

¿Si pudiera agarrar a uno de los cuatro hondureños que hay actualmente en Costa Rica, por quién se inclinaría?
No lo sé, Roger, Alex y Garrido son muy buenos jugadores, pero creo que me gustaría Alex López.

Cuando usted jugaba contra Honduras en aquellos tiempos que los partidos eran bravos, ¿qué jugador hondureño quedó plasmado en su mente?
Samuel Caballero.

¿Qué tenía él que lo impresionó tanto?
Calidad, técnica y esa fortaleza física.

¿Usted pudo jugar alguna vez en Honduras? ¿Descarta la oportunidad de dirigir algún día ahí?
No, ahí nunca pude jugar, cuando yo me vine de México solo jugué un poco en Costa Rica, me pude ir a Guatemala, pero no tomé la oportunidad y con lo de dirigir uno nunca sabe el destino que tiene el fútbol.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias