Estuvo sin vida durante 78 minutos y habla de lo que sufrió Eriksen: ''Son emociones que no quieres revivirlas''

Fabrice Muamba vivió hace nueve años un episodio similar al del danés y le deseó que pueda volver pronto a las canchas.

Eriksen se desvaneció en pleno partido y Moumba recordó la misma y terrible experiencia que vivió en 2012.
Eriksen se desvaneció en pleno partido y Moumba recordó la misma y terrible experiencia que vivió en 2012. */ �
Agencias

''Me recordó a emociones que quieres enviar lo más lejos posible y no revivirlas'', declaró tras el desvanecimiento de Christian Eriksen en pleno partido de la Eurocopa el exfutbolista inglés Fabrice Muamba, víctima de una grave parada cardiaca en la Copa de Inglaterra 2012.

Simon Kjaer, el capitán que le salvó la vida a Eriksen

''Ver de lejos y no saber lo que va a pasar da miedo. Hay que felicitar al equipo médico por haber intervenido rápidamente en el terreno y hacer un trabajo increíble por Christian'', dijo en una entrevista a la BBC.

El 17 de marzo de 2012, Muamba se desvaneció con 24 años en el césped del White Hart Lane antes del descanso en un partido de cuartos de la Copa de Inglaterra entre el Tottenham y su club, el Bolton.

Permaneció en estado de muerte clínica durante 78 minutos, antes de volver a respirar. Tras un mes de hospitalización, el jugador de origen congolés decidió retirarse de las canchas.

El sábado, el Dinamarca-Finlandia, que luego pudo reanudarse y acabó con triunfo del segundo por 1-0, fue suspendido en el minuto 43 cuando Eriksen se desvaneció sobre el césped y los servicios de emergencia le practicaron durante varios minutos un masaje cardíaco hasta que el futbolista pudo ser evacuado en camilla.

La emotiva celebración de Lukaku dedicada a su amigo Eriksen

''El jugador ha sido trasladado al hospital y ha sido estabilizado'', informó la UEFA en sus redes sociales minutos después.

En el momento del desvanecimiento, el partido fue interrumpido y sus compañeros le rodearon formando un círculo a su alrededor, algunos de ellos con lágrimas en los ojos, mientras los médicos trataban de reanimarlo.

Después de varios minutos, el jugador danés fue retirado en camilla, tapado con lonas para evitar las imágenes.

''Como espectador, cuando Eriksen se desvaneció, le pregunté a mi mujer: '¿Cómo puedes soportar mirar eso sabiendo lo que me pasó?'. Espero que todo vaya bien para él y que realmente que pueda recuperarse'', concluyó Muamba.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias