Vargas lamentó planteamientos de Rueda

Honduras<p>El técnico argentino, Héctor Vargas, atendió a 'Con Sello Femenino', el DT gaucho habló de su llegada a Honduras, sus matrimonios, la Bicolor Platense y muchas cosas más...</p>

Tranquilidad y conocimiento son las claves del éxito para el técnico argentino Héctor Vargas.
Tranquilidad y conocimiento son las claves del éxito para el técnico argentino Héctor Vargas. */
Carmen Boquin

Héctor Vargas es un argentino que vino a Honduras para quedarse. En 1997 lo invitó el equipo de la Universidad, ya lleva 13 años en el país y se considera un catracho más, casado con una hondureña y padre de dos hijos que nacieron en esta tierra.

Vargas actualmente dirige al Platense y nos dio la oportunidad de conversar con él una tarde en el restaurante Anclas, en Puerto Cortés.

¿Cómo fue tu infancia?

Nací en un pueblo a 200 kilómetros de la capital, es en Formosa, que queda al norte argentino. Desde muy chico en mi casa se respiraba fútbol, mi papá fue un jugador amateur que tuvo la suerte de tener cinco hijos varones en su búsqueda de la niña.

¿Cómo era la diferencia de edades?

Era de dos años entre cada uno. De mis hermanos yo soy el cuarto.

Con cinco hermanos, ¿cómo eras en la escuela?

Yo siempre fui el más ordenado de la familia. Perdimos a mi papá cuando yo tenía 10 años.

Lo siento mucho... ¿De?

Un cáncer de páncreas, se fue en tres meses.

¿Y cómo hicieron?

Yo siempre he sido súper ordenado. Trataba de colaborar con mi mamá, le ayudaba a cocinar, hasta me hacían bromas mis hermanos. Siempre traté de hacerme responsable de la casa aún con mi corta edad y duró poco porque a los 15 ya me fui a Buenos Aires.

¿Y tus inicios en el fútbol?

A los 15 años me fui con un amigo a probarme a Estudiantes de la Plata, donde me dejaron desde el primer momento que llegué. Me crie en el club y estuve ahí hasta los 23 años, debuté en la primera a los 19.

¿Y luego?

En el 83 me fui para Temple por tres años y medio, un equipo que había ascendido a primera división. Después me fui un año a Colombia y luego regresé a Estudiantes de la Plata donde fue la última vez que jugué de 1989 a 1991. Me retiré ese año, pues ya había hecho el curso para poder ser entrenador.

¿Y como entrenador cómo inicias?

En 1992 ingresé como asistente de Luis Garisto en la primera de Estudiantes. Estuve hasta el 93 con él. Luego con Eduardo Solari en el 94 y después me quedé como técnico de la primera de Estudiantes en el Clausura 94. Regresé con Garisto como asistente en Argentinos Juniors en el 95. Ya para el 96 me fui para el Toluca de México por una temporada. En el 96 regresé a Argentina a dar clases y un año después me vine a Honduras para dirigir a la Universidad.

¿Y cómo llegas a Honduras?

Por una oferta de Salomón Nassar, él quería que viera cómo era el equipo y yo le dije que no importaba la parte económica y si me gustaba lo que buscaban hacer, me quedaba y así fue.

¿Y ya te quedaste?

Sí, en el 2001 regresé a Argentina, pero volví a tierras catrachas en 2003.

¿A qué equipos de la Liga Nacional has entrenado?

En el 97 dirigí a la Universidad hasta el huracán Mitch. Dos años más tarde dirigí al Vida, me voy para Argentina, luego regreso a la Universidad en 2003 y en 2005 paso al Platense, después dos años con el Hispano y ahora nuevamente con Platense.
AMOR

¿Fue noviero?

¿Yo? No. Fui muy reservado siempre. Me casé muy joven.

¿A los cuántos?

A los 21 años, tuve hijos demasiado rápido. La mayor va a cumplir 29 años, es más, con la madre de mis hijos nos conocimos a los 12 años y estaba en la misma escuela que yo en el pueblo donde nací y le había hecho una promesa que el día que yo fuera profesional y tuviera un sueldo para vivir nos íbamos a casar.

Ahhh... pero qué romántico...

Sí, la llamé un día cuando arreglé un contrato que permitiría que viviéramos juntos. Le pregunté qué haría a fin de mes y me dijo que tenía una materia que dar en la universidad y yo le dije ‘quiero saber si querés casarte para finales de abril’.

¿Y después?

Dejó la universidad y se fue a Buenos Aires a estudiar. Nos casamos y tuvimos tres hijos.

¿Y qué los separó?

El hecho de venir a Honduras me costó la separación. Nos separamos en el año 2000.

¿Pero tienes ya tu familia catracha?

Vivo con una chica hondureña, tenemos dos hijos de 9 y 5 años.

¿Y la relación con la madre de tus hijos?

Es normal como se tiene en Argentina. De hecho me fui a vivir dos años con mis hijos y mi pareja y la relación fue muy tranquila entre todos.

¿Cómo es el cortejo argentino?

Ha cambiado mucho. El argentino es así, es muy atento con las mujeres y le da su lugar. Además es un buen compañero de convivencia. Trabajan los dos. El primero que llega tiene la comida hecha y el hombre trata a la mujer de acuerdo a como es tratado. Lo que uno da es lo que uno recibe. La hondureña es muy machista.

Creo que estoy muy de acuerdo.

No todos, no podemos generalizar. Pero las madres hacen muy machistas a los hombres. Es como que le dicen a las niñas : “vení ayudame” y al niño: “vos quedate ahí”.

Es que son bien complicadas las relaciones de pareja acá...

Sí, fijate que allá si te separas, te separas y cada quien hace su vida. Si hay hijos es un bien que tienen entre los dos, pero la relación de pareja si se cortó, se cortó.
LIGA

¿Cómo ves la Liga Nacional actualmente?

Un país que tiene una reserva fuerte y bien organizada tiene mucha oportunidad de crecer. Soy un fiel admirador de los torneos argentinos por la planificación que tienen a nivel de reserva. Si apuntamos a eso, se planifica en serio y se apoya, el fútbol hondureño seguirá creciendo.

¿Cuál es tu filosofía de trabajo?

Yo creo en un juego dinámico y pienso que en el Apertura va a seguir lo del torneo anterior, donde dos clubes de los denominados no pequeños, pero sí con menos presupuesto van a clasificar.

¿Crees bastante en la juventud, verdad?

Ya llevo haciendo debutar más de 50 jugadores en Liga Nacional. Es que a veces el técnico nacional no apuesta tanto de acuerdo al tiempo que llevan trabajando.

¿Han salido estrellas?
Sí, Danilo Turcios debutó conmigo en la Universidad, lo conozco cuando llegó con chancletas al equipo, ahora lo miro en carro del año y veo cómo ha crecido. A Jerry Palacios también lo hice debutar.

¿Ha levantado alguna Copa en Honduras?

No, nunca. No he tenido la posibilidad tampoco de trabajar con presupuesto grande. No he pasado del millón de lempiras como presupuesto.

¿Lo económico podría ser un gran motivador?

Sin lugar a dudas. Le pasó a Nahúm Espinoza, levantó tres campeonatos con Olimpia, se vino a Platense y terminó renunciando a la tercera fecha.

¿A usted le ha ido bien en Platense?

Sí, pero para salir campeón cuesta mucho. Son trabajos de años.

¿Debemos esperar mucho de Platense para este torneo...?

Yo creo que sí. Y el contrato por dos años que me han ofrecido me permite tener un proceso de trabajo y, sí se puede, pues terminar en un campeonato. No para invertir mucho, aunque está visto que no lo es todo.
MUNDIAL

¿Qué le parecieron los 23 jugadores que llevó Rueda?

Yo creo que entre veinte estaban los mejores del país. Uno puede no coincidir con algunos, pero, por supuesto, no soy quien tiene que decidir, pero puedo opinar. Por ejemplo, Johnny Palacios... Yo creo que no era el momento de él. Para mí, Erick Norales tenía más mérito. El haber dejado a Costly demasiado temprano fuera de la lista, cuando lo merecía por su esfuerzo, también fue un error. Además, la participación de Emilio Izaguirre como lateral izquierdo, cuando Maynor Figueroa era titular de un equipo de la liga Premier, fue una equivocación. Y cuando Maynor lo hizo en el último partido que se vio la diferencia.

¿Le parecieron buenas o malas decisiones?

Me parecieron muy malas decisiones. Eso hizo que todo lo bueno hecho por Rueda, respecto a unir a la prensa y a los directivos, que es algo de lo más costoso, se quedara en nada. Rueda desintegró procesos enteros, el de Maradiaga, el de Bora. Para esta siguiente eliminatoria les tocará unirse de nuevo.

¿La continuidad de Rueda será algo importante?

Es un buen proceso y se le da garantía de un proceso por cuatro años más, pero hay que hacerle ver sus errores porque la continuidad te da impunidad. Y esto nos pasa a los entrenadores, y se toman malas decisiones que al final lo afecta a uno.

¿Qué errores puntuales vio dentro de la cancha?
¿Dentro de la cancha? Un lateral por izquierda que no produce ni da garantía defensiva -el profesor Vargas se refiere a Emilio Izaguirre-.

¿Otro error? Una línea media que dejó de ser combativa. A eso le agrego un planteamiento demasiado inexacto, planteando a Pavón contra Chile a jugar al contragolpe, cuando él es lento. Lo más factible hubiera sido poner a Edgar Álvarez un poco más arriba o incluir al Pery Martínez para presionar. Esos errores tácticos, para el nivel del profesor Reinaldo Rueda, son demasiado groseros.

Y a los jugadores, ¿qué les afectó más: actitud o aptitud?

La actitud. Los jugadores más aptos del país estaban allí, de eso no había dudas. Unos por lesión, y otros, por falta de decisión, quedaron fuera, pero que estaban los mejores, lo estaban. Pero la actitud del equipo ante Chile y España no fue la misma que mostró en el último juego ante Suiza. Los primeros dos partidos fueron totalmente desordenados. Para mí, lo que Honduras tenía que usar era su fortaleza física y orden táctico. Esas fueron dos cosas que no se vieron.
UN PAR DE CURIOSAS

1. Como director técnico, ¿cómo vio las declaraciones de Muma?

Yo siempre he respetado al jugador que me diga a mí lo que siente y piensa, aunque me diga que soy mal entrenador y que estoy equivocado. A lo mejor tengo la oportunidad de hacerle ver que no es así. Pero si ya sale a la luz pública es otra cosa.

2. ¿Extraña a su país?

Sí... y mucho.

3. ¿Qué escuela sigue: Bilardo o Menotti?

Ambas. Trato de hacer lo de Bilardo en la cancha y al terminar de entrenar lo que decía Menotti.

4. ¿Maradona como director técnico?

Lo lamento por Messi, porque no le da la estructura de juego para que sea el del Barcelona. Messi lo sufre y se nota. No se puede lucir más.

5. ¿Y los excesos de muestras de cariño?

Maradona reemplaza todo lo que sea conocimiento, pues está asesorado por gente igual que él, que no tienen logros que los avalen. Maradona hace unidad de grupo y que sean afectivos.

6. ¿Son los argentinos de verdad creídos o sólo es mala fama?
Antes creía que éramos soberbios -dice Héctor Vargas, soltando una sonrisa-. Ahora pienso que somos perfectos. Hay un dicho que uso siempre: “Al argentino hay que comprarlo lo que vale y venderlo por lo que creen que valen”. Hay diferencias con los que son de Buenos Aires, ellos son así. La mayoría, al menos ya los de provincia son al contrario, pasan desapercibidos, son tímidos. Los de Buenos Aires son los que nos han dejado mal a los argentinos en todos lados.

VARGAS EN BREVE

40 o más ha hecho debutar: 15 Platense, 14 Hispano y 11 Universidad.

Cinco hijos: Jonatan, Cristina, Jessica, Eric Emmanuel, Sofía, Ildigard y Héctor Estéfano.

Argentina es así:

Director técnico: Eduardo Solari

Equipo: Estudiantes de la Plata

Afición: Estudiantes de la Plata

Estadio: La Bombonera

Delantero: Diego Milito
Defensa: Walter Samuel

EN UNA PALABRA

Maradona: Cintura para abajo un genio

Pelé: Excelente jugador, el mejor.

Che Guevara: Gran idea, imposible de realizar

Eva Perón: Lo que le sacó al rico se lo dio al pobre

Marcelo Bielsa: Buen entrenador, estudioso

Menotti: Romántico del fútbol.

Bilardo: Como técnico, el mejor. Como persona, el peor.

Verón: Mejor de Sudamérica

Messi: Mejor del mundo

Mascherano: Buen jugador
Higuaín: Futuro impresionante

OPINIÓN DE CARMEN BOQUÍN

Héctor Vargas es un argentino que ama mucho a Honduras. Creo que al llegar jamás imaginó que se quedaría enamorado de este país.

Ya formó una familia con la que comparte su tiempo. Vivir en la costa lo llena de mucha alegría, ya que comparte en el mar y al escucharlo hablar de sus hijos se nota lo buen padre que es.

Una persona que le gusta trabajar en equipo. No es individualista, además denota un gran sentido de apoyo.

Su participación con Platense y todo el conocimiento que ha vertido en los jugadores puede llevarle a lograr levantar la Copa. éxitos.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias