China hace cruda revelación: destruyeron muestras de coronavirus cuando comenzaba el brote

El gigante asiático acepta que eliminaron las primeras muestras del virus a principios del mes de enero.

El gobierno chino de Xi Jinping ordenó destruir las muestras de coronavirus en los primeros días del brote.
El gobierno chino de Xi Jinping ordenó destruir las muestras de coronavirus en los primeros días del brote. *
Redacción

China finalmente reconoció que destruyó muestras de coronavirus en las primeras etapas del brote, aunque sigue firme negando las acusaciones de Estados Unidos de que esta acción la llevaron como parte de un encubrimiento.

Salen a la luz las grandes mentiras de China acerca de la pandemia

El supervisor de la división de ciencia y educación de la Comisión Nacional de Salud de China, Liu Dengfeng, confesó en una rueda de prensa en Beijing que el gobierno de su país ordenó eliminar las muestras del COVID-19 el pasado 3 de enero.

''Se deshicieron en ciertas instalaciones no calificadas para manejar tales enfermedades altamente infecciosas como una medida para prevenir el riesgo para la seguridad biológica del laboratorio y prevenir desastres secundarios causados por patógenos no identificados'', admitió el funcinaro.

Dicha medida la tamaron después de que el nuevo coronavirus fuera clasificado como Clase II o ''altamente patógeno'' en base a la investigación y las recomendaciones de los especialistas.

China advierte sobre un nuevo brote que dudará hasta el otro año

Liu añadió que esta determinación supuso el establecimiento de ''requisitos claros sobre la recolección, el transporte, el uso experimental y la destrucción del patógeno para evitar un posible percance o fuga''. Se desconoce cuántos laboratorios destruyeron muestras del virus.

Acusaciones por encubrimiento

Mike Pompeo, Secretario de Estado, ha denunciado desde abril que la orden del 3 de enero fue un intento de ''encubrir'' la propagación del brote.

''Hay una enorme cantidad de pruebas de que el virus comenzó en el Laboratorio de Wuhan. China hizo todo lo posible para asegurarse de que el mundo no se enterara a tiempo'', expresó el estadounidense. ''Fue un clásico esfuerzo de desinformación comunista'', sentenció.

El presidente Donald Trump cree también tener suficiente evidencia para probar que el régimen de Xi Jinping engañó al mundo y citó un informe del Departamento de Seguridad Nacional que acusa a China de ''ocultar intencionalmente la gravedad'' de la pandemia a principios de enero y acaparar los suministros médicos.

A eso se le suma que un informe de inteligencia alemán reveló que China pidió personalmente al director de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que ocultara información sobre el COVID-19.

La investigación del Servicio Federal de Inteligencia publicó una conversación entre Xi Jinping y Tedros Adhanom el 21 de enero.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias