El Anderlecht de Andy Najar y su pésimo momento deportivo en Bélgica

El equipo más grande del fútbol belga pasa los episodios más amargos de los últimos años.

Vincent Kompany llegó al Anderlecht con el papel de técnico-jugador pero el club fue castigado porque no tenía sus papeles en regla.
Vincent Kompany llegó al Anderlecht con el papel de técnico-jugador pero el club fue castigado porque no tenía sus papeles en regla. *
Gustavo Rodríguez

Anderlecht vive los momentos más agridulces de los últimos tiempos en el fútbol belga. El equipo más ganador (34) no pasa una buena actualidad ni en títulos ni en la tabla de posiciones.

Los púrpuras, donde juega el hondureño Andy Najar, actualmente recuperándose de una lesión, marcha en la posición 13 (de 16 equipos) en la Jupiler Pro League con 9 puntos de 30 posibles.

Sus dos años sin competencias europeas han hecho que al Anderlecht los técnicos se paseen por su banquillo, sin lograr los objetivos y dejando así una crisis deportiva bien marcada. Ahora mismo está a 17 puntos de el líder y a 7 de puestos de clasificación.

Pero no solo esos son los contratiempos de los violetas, sino que también han sido sancionados por la Federación belga por el caso de Vincent Kompany.



La multa que el Anderlech tendrá que pagar por no tener Kompany la Licencia Pro de la UEFA que se necesita para ejercer como técnico asciende a unos 5.000 euros. Aunque la entidad belga intentó demostrar que era Simon Davies el técnico principal, la Federación no ha tenido en cuenta estas explicaciones y ha castigado al club.

Siendo así este un nuevo capítulo de la pobre temporada que está firmando el Anderlecht. Tanto, que los seguidores más radicales del equipo ya mostraron su descontento en los aledaños del estadio después de una de las jornadas ligueras, cuando esperaron al equipo.

Luego de este impasse, el Anderlecht tuvo que nombrar a Frank Vercauteren como técnico principal del equipo, estratega que tendrá que lidiar con los problemas Vincent Kompany, Nacer Chadli, Samir Nasri y el joven Yari Verschaeren, quien es el más caro del cuadro violeta.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias