Yeison Mejía: La oferta de Motagua, su salida de Olimpia y su relación con Alberth Elis

Yeison de 22 años atendió a DIEZ en una entrevista en donde reveló intimidades de su relación de amistad que Alberth Elis. Además, dijo que recibió llamado de Motagua a petición de Diego Vázquez.

Por Edgar Witty

Después de varios años en busca de oportunidades que lo llevaron a distintos caminos, la vida y el fútbol le abrió finalmente las puertas al talentoso futbolista de Real Sociedad, Yeison Mejía.

El oriundo de Sangrelaya, Colón inició su aventura en las reservas del Olimpia, llegó a tener ficha en el primer equipo, pero nunca llegó a debutar. Además, estuvo en una academia en Estados Unidos, pero debido a problemas económicos no logró mantenerse.

Finalmente, después de su paso fugaz por Guatemala y en el Parrillas One de la segunda división hondureña, logró encontrarse con el Real Sociedad en donde comenzó a destacar en su primera temporada bajo el mando de Carlo Tábora. Sus actuaciones lo llevaron a ser tomado en cuenta por Fabián Coito, quien lo ve con un futuro prometedor.

¿Cómo estás pasando tus días de cuarentena?

Muy bien, pasándola de la mejor manera con la familia entendiendo la situación en la que estamos, siempre trato de cuidarme por el tema del Covid-19. Aquí en las comunidades (Sangrelaya, Colón) no es como en las ciudades, así que trato de mantenerme entrenando en la playa o por las tardes tener juegos de fogueo.

¿Cómo está tu situación con Real Sociedad?

Me restan seis meses de contrato con el equipo, ya en diciembre quedaría como agente libre, pero veremos qué resulta al final, supuestamente el torneo comenzaría en agosto, pero veremos cómo está esa situación.

El torneo Clausura 2020 estaba siendo tu momento, tu primera campaña a nivel profesional…

Sí, gracias a Dios el Real Sociedad me abrió las puertas y darme una oportunidad. Estoy agradecido con ellos, estaba teniendo un buen torneo, prácticamente en tres meses estaba dando mucho de qué hablar cuando hace tres o dos años atrás estaba pidiendo una oportunidad en la Liga Nacional.

Esas participaciones te llevaron a ser tomado en cuenta en la Sub-23 con Fabián Coito…

Sí, por el torneo que estaba teniendo en el equipo. Estoy agradecido con Carlos Tábora, Cantarero y Kenneth Dixon, si no fuera por ellos, no estuviera donde estoy ahora. Tábora me dio la confianza de mostrar mi talento, sabía de mis condiciones y solo me decía que disfrutara sobre la cancha. Mi rendimiento con Real Sociedad me llevó a la Sub-23, en esos microciclos trataba de dar lo mejor de mí. Lamentable lo que pasó con el coronavirus porque ya estábamos encaminados para ir al Preolímpico en México.

¿Qué pasó en tus inicios en el Olimpia? ¿Por qué nunca debutaste?

Cuando estuve allí el profesor Héctor Vargas me daba toda la confianza de entrenar con el primer equipo, estuve apenas seis meses con reservas, metí como 12 goles. Luego me dieron la confianza de entrenar con el primer equipo y jugar con reservas, pero cuando él (Vargas) salió, ya no tenía la misma confianza.

Plantilla de Real Sociedad en uno de sus encuentros en la Liga Nacional de Honduras

¿Carlos Restrepo te cortó?

Él habló y dijo que iba a reducir el equipo, que no contaría con los jugadores de reservas y fue allí en donde -no puedo decir que me truncó mi carrera-, pero mi sueño era debutar en el Olimpia, el equipo de mis amores. Cuando un equipo no te valora o no te da la oportunidad, a veces es bueno buscar oportunidades en otra parte. Después llegó Nahún Espinoza, pero seguía en reservas, tomé la decisión de un préstamo a Parillas One.

¿Qué ocurrió después?

Cuando quería regresar al equipo llamé a uno de los directivos para consultar si iban a contar conmigo, me dijeron que no, que ya era agente libre y que me darían los papeles. Busqué una oportunidad en Guatemala, luego retorné y fui en enero donde Real Sociedad me contactó.

¿Rencor con el Olimpia por no tener oportunidad?

No le tengo rencor al equipo, cuando no te valoran en un lado, es bueno buscar oportunidades en otro, pero Olimpia siempre ha sido mi equipo desde pequeño. Quiero a la institución, pero mi mentalidad ahora es buscar una oportunidad en el extranjero.

Ver: Yeison Mejía, el futbolista Sub-23 criado en Olimpia, pero hecho jugador en Real Sociedad

¿Qué pasará al final de aquí a diciembre?

No lo sé, yo me mantendré trabajando para estar listo si alguien me llama.

¿Hubo contacto de Motagua?

Sí, me contactaron de Motagua, el profesor Diego Vázquez le dijo a uno de los gerentes que me llamara, pero les dije que todavía tenía contrato con Real Sociedad, pero están interesados en mis papeles, me dijeron que me querían por mi estilo de juego, pero veremos qué pasa, que sea lo que Dios quiera.

¿Estarías dispuesto a defender el escudo de Motagua con ese amor que le tienes al Olimpia?

Claro que sí. Esto es trabajo, han pasado muchas veces que jugadores que son Motagua de corazón juegan en el Olimpia, si lo hago es por mi familia, esto es trabajo, pero que se haga lo que Dios quiera. Yo seguiré manteniéndome al cien.

Háblame de esa relación tuya con Alberth Elis… ¿Qué tanto ha marcado tu vida?

Estoy agradecido con él y con su familia. Desde que salí de mi pueblo ellos me abrieron las puertas. Alberth Elis me llevaba al entrenamiento, nuestra relación siempre ha sido buena, con él no me faltaban mis dos pares de tacos cuando venía de Estados Unidos. Me felicita por mis goles y es mi motivación porque yo le decía que lo admiraba demasiado por su estilo de cómo trabajaba. Solo me decía que no bajara la guarda, que llegaría el punto donde él estaba.

Te puede interesar: El sensacional baile de Yeison Mejía a Bryan Bernárdez en el Real Sociedad vs Marathón

Hace unos años estuviste en una academia de los Estados Unidos… ¿Qué ocurrió que no te quedaste?

Sí, hice las pruebas en San Pedro Sula y entre 150 jugadores me salió una beca para irme a Estados Unidos. Estuve 11 meses allá (Academia Monte Verde) estudiando, pero esa beca era el 90%, los otros diez restantes tenía que pagarlo (4400 dólares al año). Mis familiares no tenían ese dinero, así que después de once meses retorné a Tegucigalpa.

¿Jugabas y estudiabas?

Sí, era una academia en donde te daban el estudio y jugabas. Si llegase a graduarme iría a la universidad. Uno tenía que dar la mejor para ir transcendiendo porque al gringo no le importa que uno sea mejor en el fútbol y en el estudio estar a un 30%. Más o menos tienes que estar en un 50-50. Cuando le das más importancia al fútbol, toman la decisión de regresarte a tu país. Son oportunidades que pocos tienen, yo aprendía mucho, fue una linda experiencia que me queda.

Lo tuyo pasó más por un tema econmico…

No podíamos pagar ese dinero, era demasiado, por eso tenía que retornar al país. Pero cuando regresé, me fui al Olimpia, el profesor Cocli Salgado ya sabía de mí.

¿Cómo visualizas tu futuro?

Todo jugador anhela estar en el extranjero. Cuando estás en la Liga Nacional tratas de dar lo mejor, en ese punto ese es mi sueño. Quiero dar lo mejor en cada partido, mi representante me dice que haga un buen torneo para dar el salto.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias