Internacionales

Mourinho habla de provocaciones en el Camp Nou

El entrenador del Real Madrid, Jose Mourinho, aclaró la polémica surgida en el partido de vuelta de Supercopa de España.

2011-10-11

El entrenador del Real Madrid, José Mourinho, aclaró la polémica surgida en el partido de vuelta de Supercopa de España en el Camp Nou, en el que metió el dedo en el ojo a Tito Vilanova y aseguró que actuó 'de forma natural', después de ser provocado, según afirma en una entrevista con un periódico turco.

Su padre fue entrenador. ¿Eso influyó en usted?

El fútbol es mi destino. Ha estado siempre en mi vida. Por ejemplo, cuando yo nací, mi padre estaba en el campo y cuando mi hija nació, yo estaba en el campo. El fútbol es así de importante.

¿Admira a su padre?

Sí, claro. Le admiro como padre, no como futbolista.

¿Sus padres eran ricos?

No teníamos la cuenta corriente de una familia rica, pero tampoco éramos pobres. Tuve la educación que yo quise y pude viajar por el mundo. ¡Qué más puede querer un niño!

Cuando se dio cuenta de que no podía ser un gran futbolista, ¿supuso una gran decepción para usted?

No, fue normal. No hay una regla que diga que eres bueno en todas las facetas de esta vida. Cuando tenía 14 o 15 años, era bueno para el fútbol, pero después fui a la Universidad y había dos opciones: ser un futbolista cualquiera o ser un extraordinario entrenador. Escogí la segunda opción.

Mucha gente le califica como leyenda, divino, carismático...

Para mí, los adjetivos no son más que expresiones. Pero quiero que la gente hable bien de mí.

¿Es usted una persona amigable o arrogante?

Usted qué cree. No, soy amigable, especialmente con los niños.

Las mujeres le adoran...

Exagera.

En su palmarés tiene muchos títulos. ¿Cuáles son sus próximos objetivos?

Me gustaría ganar mi tercera Champions League con mi tercer equipo y, de esta forma, mi nombre tendrá un lugar especial en la historia del fútbol. Lo conseguiré.

En el encuentro de vuelta de la Supercopa, le metió el dedo en el ojo de Tito Vilanova, asistente de Guardiola. ¿Se lo merecía?

El fútbol significa emoción y a veces te provocan. En algunas ocasiones reaccionas y en otras no. Pero en el caso que nos ocupa, ellos nos provocaron. Sí, pude haber actuado mal, pero actué de forma natural.

¿Es muy complicado manejar un vestuario repleto de estrellas como el del Madrid?

No, no lo es.

¿Su esposa acude a ver sus partidos?

No, no le gusta el fútbol. Ella se casó con José, no con Mourinho.