Comunicado oficial: El Bayern Munich se pronuncia y dice "no" a la Superliga europea

Un gigante de Europa ha rechazado ser parte de la Superliga europea, se trata del Bayern Munich de Alemania. 'La Champions es la mejor competición'.

El Director General del Bayern Munich, Karl-Heinz Rummenigge, no está de acuerdo con la Superliga europea.
El Director General del Bayern Munich, Karl-Heinz Rummenigge, no está de acuerdo con la Superliga europea. *
Redacción Diez

El FC Bayern Munich ha decidido adoptar una postura unánime sobre el tema de la Superliga europea.

El Presidente, Herbert Hainer, se ha pronunciado mediante un comunicado y han decidido decir "no" a esta competición que ha generado mucha controversia en las últimas horas.

"Nuestros socios y aficionados rechazan una Superliga. Como FC Bayern, nuestro deseo y nuestro objetivo es que los clubes europeos vivan esta maravillosa y emocionante competición de la Champions League y la desarrollen junto con la UEFA. El FC Bayern dice no a la Superliga", dice el presidente del Bayern Munich.

Ver: ¿Cuánto ganará un equipo en la Superliga europea?

Por otra parte, el Director General del Bayern Munich, Karl-Heinz Rummenigge, afirma: "En nombre del Consejo de Administración, puedo afirmar expresamente que el FC Bayern no participa en la Superliga. El FC Bayern se solidariza con la Bundesliga. Fue y siempre es un gran placer para nosotros poder jugar la Champions League como representante de Alemania. Todos recordamos con cariño nuestra victoria en la Champions League en Lisboa en 2020, un momento tan feliz nunca se olvida. Para el FC Bayern, la Champions League es la mejor competición de clubes del mundo".


Bayern Munich es un gigante de Europa, pero deja claro que no está de acuerdo con la Superliga.

Este proyecto de Superliga europea ha sido creado por seis clubes ingleses (Arsenal, Chelsea, Tottenham, Liverpool, Manchester City, Manchester United), tres españoles (Real Madrid, FC Barcelona, Atlético de Madrid) y tres italianos (Juventus, AC Milan, Inter de Milán).

Conflictos

El lanzamiento de un proyecto de Superliga europea privada puede conducir a la UEFA y a los doce clubes fundadores de la nueva competición a una batalla que es a la vez jurídica y política, con grandes implicaciones para el deporte del continente.

¿Quién acudirá a los tribunales? ¿Con qué argumentos y con qué posibilidades de ganar el proceso?

¿Dónde estamos?

Para Antoine Duval, especialista en Derecho europeo del deporte en el Instituto Asser de La Haya, "entramos en una 'curiosa guerra', con los dos campos cavando sus trincheras a la espera de los ataques jurídicos por venir".

Además: Lo que dice Klopp y el Liverpool sobre la Superliga europea

En un correo enviado el lunes a la FIFA y la UEFA, los promotores de la Superliga aseguraron haber lanzado ya "un proceso ante los tribunales competentes para asegurar la instauración y el funcionamiento sin contratiempos de la competición".

La idea es desactivar de antemano las represalias de las dos instancias, que amenazaron ya en enero con excluir a los disidentes de sus competiciones, dejando fuera, por ejemplo, de la Eurocopa y el Mundial de fútbol a los jugadores que tomen parte en el nuevo torneo privado.

Pero la Superliga no precisa a qué juez nacional o europeo ha acudido: tan solo se contenta de asegurar que las amenazas de la UEFA y la FIFA son "ilegales" y que provocan un "perjuicio irreparable".

Esta última fórmula, criterio clave de los procedimientos de urgencia, parece compatible con "una demanda de requerimiento, que permitiría a la Superliga obtener de un tribunal nacional un bloqueo provisional de las sanciones de la UEFA", explica Duval a la AFP.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias