Blog de Gaspar Vallecillo sobre el clásico Motagua-Olimpia: "Ha caído en la desgracia el juego de pelota"

El entrenador y escritor Gaspar Vallecillo lamenta lo sucedido ayer y pide mejor fútbol en el país.

Motagua derrotó 2-1 a Olimpia y pese a todos los incidentes, hubo acciones destacadas del plantilla de Diego Vázquez ante los merengues.
Motagua derrotó 2-1 a Olimpia y pese a todos los incidentes, hubo acciones destacadas del plantilla de Diego Vázquez ante los merengues. */ �
Por Gaspar Vallecillo

“Las dos únicas maneras posibles de jugar al fútbol son: bien o mal. Porque no hay ejecución moderna ni antigua. A lo sumo hay una mayor abundancia de mal fútbol”

Dante Panzeri

La decepción es muy grande, el espectáculo ya no es futbolístico, dejamos de proteger el juego, para pensar en otros, ha caído en la desgracia el juego de pelota, en este país. Lo de ayer es lamentable a todo nivel. Desde este blog, trinchera de lo bien jugado, pedimos que se respete la esencia del juego, que se piense en los que hacen de futbolistas y que ellos sean los protagonistas, pero siempre con el balón.

Cuando hablamos, escribimos y comentamos sobre el arbitraje pierde el fútbol, el juego, la pelota; las cosas que realmente importan. Le hemos dado un espacio significativo a lo que hacen y dejan de hacer los árbitros, se habla de ellos como si fueran el fútbol; pero el fútbol siempre será de los juegan.

Ver: El blog de Elmer López sobre el formato de competencia del Torneo Clausura 2021 en respuesta a Diego Vázquez

Días antes del partido, hacen una conferencia de prensa tratando explicar los argumentos arbitrales ¡Son los que juegan los qué viven las situaciones más importantes! son principalmente a ellos a los que hay que entender. El fútbol nos importa muy poco, el resultado es un pobre nivel futbolístico en una final.

Pero rescatamos varios puntos del partido entre el Motagua y el Olimpia. Roberto Fernández, jugador que por el costado derecho del Motagua superaba a Ever Alvarado, el capitán de los leones necesitaba ayudas de Johnny Leverón para defenderse en los duelos individuales. El jugador del Motagua impuso su superioridad cualitativa, ser mejor que el rival.

Te puede interesar: La Liga Nacional se está muriendo, dice Gaspar Vallecillo

El Olimpia no pudo hace su característico juego de lanzar directo, Deiby Flores fue acosado todo el partido por Castellanos y Delgado. Diego Vázquez interpretó muy bien que Olimpia avanza gracias a lo que propone Deiby. Edwin Rodríguez y Michael Chirinos también sufrieron el acoso permanente a Flores, pocas veces recibían en condiciones; tanto así que se juntaban en el carril central para jugar.

Llamó la atención que el Olimpia no saliera en el segundo tiempo con un jugador con el perfil de Jorge Álvarez, quien tiene la capacidad para ordenar a sus compañeros con el balón, de juntar pases y luego encontrar lejanos. El Olimpia también sigue esperando a Carlos Pineda, futbolista diferencial, que sabe cómo y dónde jugar.

Para el próximo partido esperamos escribir un poco más sobre lo que realmente importa, sobre el fútbol, porque ayer el juego fue irrespetado, el compromiso con la pelota nunca se quiso asumir y eso de jugar; lo hicieron muy poco.