Liga Nacional

Wilmer Cruz: 'Hay que hablar como uruguayo o argentino para que le paren bola'

El técnico Wilmer Cruz se quedó sin dirigir en la Liga Nacional y considera que se valora poco el trabajo de DT's nacionales.

    2015-07-18

    Sin tapujos y con su acostumbrada franqueza, el técnico Wilmer Cruz habló de su regreso al Atlético Municipal en la Liga de Ascenso.

    No lo considera un retroceso, pues ahí se siente cómodo. Además, apuntó que algunos técnicos hondureños 'regalan su trabajo' y piensa que en Honduras se debe hablar con determinado acento para ser tomado en cuenta. A continuación la conversación con un explosivo 'Pajaro' Cruz.

    Era uno de los técnicos que más expectativas de dirigir en la Liga tenía y no se pudo ¿Cómo se siente?
    Estoy tranquilo, porque estoy intentando trabajar lo más honrado posible, no me pude poner de acuerdo con nadie, voy a dirigir a Municipal, el equipo de mi pueblo.

    ¿Cómo se ha sentido en este regreso?
    Vengo ayudar a mi pueblo, a tratar de dejar una base por un corto tiempo que voy a estar con ellos. Le debo mucho a Santa Cruz y la única forma que puedo pagarle es por el fútbol, de otro forma no puedo.

    ¿Si no dirigía a Municipal se quedaba sin estar en un banquillo?
    No me iba quedar sin dirigir, siempre iba hacerlo sea en Liga Nacional o el Ascenso, pero preferí quedarme en el Municipal, porque estoy cerca de mi casa. Más que todo por ayudarles, porque la verdad lo económico no me interesa.

    ¿Por qué no le preocupa quedarse sin trabajo?
    Gracias a Dios me ha bendecido en todos los aspectos, está conmigo, me ha dado para estar tranquilo todo el tiempo que me pueda dar de vida.

    ¿No vive usted de su trabajo en los banquillos?
    Para nada, no vivo de que pueda dirigir, tengo otra forma de vivir. No me quita el sueño si dirijo en Primera División o no, afortudamente Dios me permite estar bien y es por eso que no me voy a regalar a ningún equipo, tengo esa facilidad que no tienen otros que regalan su trabajo. A mí por lo menos el equipo que me contrate me tendrá que dar lo que necesito.

    Algunos equipos quieren el trabajo de regalado.
    La mayoría sí, porque al extranjero le dan la vida y al técnico hondureño no lo quieren valorar, pero allá ellos, el dinero es suyo, pueden hacer lo que quieran.

    Sin embargo no pueden jugar con la dignidad de los técnicos hondureños. Nos valoran muy poco y todo dirigente quieren hacerlo, pero gracias a Dios conmigo no lo harán. Hay otros como Ramón Maradiaga y Nahún Espinoza que no regalan su trabajo y por ese camino estoy yo. Al único que le puedo regalar mi trabajo es al Municipal, después a ninguno.

    ¿Hay algunas que son barateros?
    No voy a mencionar nombres, fíjese que yo entré en negociación con un equipo de Liga de Ascenso y me dijeron 'sé que es un técnico caro, pero nosotros tenemos un presupuesto de 40 mil lempiras', me puse a reír y a las cuatro horas ya tenía entrenador ese equipo. Eso significa que regalan su trabajo. Estoy tratando de valorarme.

    ¿No le preocupa que la gente olvide su trabajo?
    No, para nada. Sé que lo medios de comunicación conocen mi trabajo y la gente también, no me preocupa. Estoy tranquilo, esperando hacer una buena campaña con Atlético Municipal.

    ¿No siente que este sea un paso atrás?
    Le voy a ser muy claro ¿usted cree que Jorge Luis Pinto retrocedió viniendo a Honduras siendo el quinto mejor técnico del mundo?. Así es el fútbol, si él está en ese lugar tendría que dirigir a Francia, Italia o Alemania, pero está en Honduras, no es retroceder es donde uno se sienta cómodo.

    ¿A qué aspira con el Atlético Municipal?
    A una formación de jugadores, intentar por todos los medios no tener jugadores extranjeros, ese es uno de los males que encuentro en el fútbol hondureño, cuando entro en negociación con los directivos y les digo esto hay problema, creen ellos que los mejores jugadores vienen de fuera y están equivocados, por eso la Selección tiene problemas. Para mí cero extranjeros en el equipo donde esté.

    ¿Es una de sus condiciones?
    Es una de mis condiciones y por eso no estoy dirigiendo, porque permiten que tenga esa filosofía, prefieren darle el pisto a otra gente que a los futbolistas hondureños.

    ¿Cómo sería si logra un ascenso con el Municipal?
    Voy a seguir trabajando, metiéndole ganas y responsabilidad. No tengo la presión de ascender, la idea es formar un equipo joven de la comunidad, es lo que vamos a hacer.

    ¿Qué lección le dejó su primera experiencia en la Liga?
    Excelente, demostré de lo que somos capaces los técnicos hondureños.

    ¿Sigue estudiando?
    Exactamente, sigo preparándome, viendo partidos y la filosofía de Pinto que me gusta mucho la que utiliza.

    ¿Qué cree que le hace falta a usted como entrenador?
    Ser más pajero o 'casaquero'.

    ¿Les gusta que le hablen bonito?
    Me parece que sí, que hay que hablar como uruguayo o argentino para que le paren bola a uno.

    ¿Cuánto tiempo se pone para regresar a Primera División?
    El que sea necesario, estaremos siempre ligado el fútbol. Si es el Liga Mayor ahí estaré dando lo poco que yo sé.