“El Patito” Cabrera, quiere repetir la hazaña que hizo su padre con la Sub-20 en 1995

El polifuncional jugador ha sido constante en los microciclos. Recuerda el legado de su padre y hoy cuenta sus sueños previo al Premundial de junio de este año

Orbin 'El Patito' Cabrera es jugador de la Selección Sub-20 y 25 años después, quiere repetir la hazaña de su papá que en esta categoría fue mundialista.
Orbin 'El Patito' Cabrera es jugador de la Selección Sub-20 y 25 años después, quiere repetir la hazaña de su papá que en esta categoría fue mundialista. *
Kelvin Coello

Orbin “Patito” Cabrera quiere seguir los pasos de su padre; “El Pato” Cabrera (Q.D.D.G.) quien fue mundialista Sub-20 en el torneo de Qatar 1995. Hoy “El Patito” trabaja fuerte para ganarse un puesto en la convocatoria final para disputar el Premundial de San Pedro Sula y buscar llegar a Tailandia 2021.

Con 19 años, Cabrera es un polifuncional ya que ha cumplido funciones como lateral izquierdo, también de volante y delantero; aunque el DT Reynaldo Tilguath en la Bicolor lo pone como defensor, pero “El Patito” no le importa dónde lo ubiquen porque quiere sobresalir.

Ver. LA CONVOCATORIA DE LA SUB-23 DE HONDURAS

“No pesa llevar el nombre de mi papá; me motiva para querer mostrarme, pero sí; hay una presión para poder sobresalir y me exijo mucho”, comienza contando en la cancha del Morazán “El Patito” luego de haber disputado el partido contra Belice donde ganaron 3-0 un amistoso.

“Puedo jugar en tres posiciones; lateral, volante y delantero, eso lo aprendí en el Real España y es una virtud que tengo, soy polifuncional”, revela Orbin un poco cansado. Luego remata: “Hubiese sido bonito que mi papá me hubiera visto jugar o que me entrenara él, siempre quise eso. No me quejo, Dios sabe por qué hace las cosas, quiero demostrar lo que tengo”, dijo.

Orbin Cabrera cuando ingresó de cambio en el partido amistoso de este viernes ante Belice. Fotos Neptalí Romero

Una de las cosas que Orbin lleva de su padre es la rapidez en la cancha, le gusta encarar y sobre todo buscar los balones por arriba; aunque dice que “yo no soy muy alto como lo era mi papá, no crecí mucho”, dice entre risas.

Leer. ASÍ EL TRIUNFO DE LA H ANTE BELICE EN EL OLÍMPICO

Pato Cabrera era titular y goleador en la Sub-20 de Honduras en 1995, 25 años después su hijo quiere seguir los pasos.

“Mi familia me motiva en las buenas y en las malas”. Orbin era apenas un pequeño nene cuando su papá daba sus últimos pasos como jugador en el Vida. Recuerda que lo llevaba al estadio y son recuerdos que lleva en su mente y el motor que lo empuja adelante en cada partido.

PREMUNDIAL EN CASA

Una de las cosas que quiere hacer Orbin es mostrarse en casa en el Premundial como lo hizo su papá en 1995 cuando se clasificó al Mundial de Qatar. El Morazán fue testigo de esas hazañas del “Pato” que se dio a conocer en esa Selección Nacional, la segunda que asistía a una Copa del Mundo en esa categoría.

El Patito Cabrera jugó de lateral por izquierdo en los amistosos frente a Belice. Fotos Neptalí Romero

“Mi mamá me cuenta que mi papá jugó un Premundial aquí y eso me motiva. Es una bendición poder jugarlo, exigirme al máximo porque sueño con llegar al Mundial y repetir lo que hizo en aquel tiempo mi papá”, revela el futbolista.

Reynaldo Tilguath es muy exigente con sus jugadores y “Patito” lo sabe, no pueden dormirse porque en estos meses se busca la base que disputará el torneo. “Aquí las puertas están abiertas para todos y el que venga o está tiene que convencer al cuerpo técnico; seguiremos viendo muchachos”, dice Tilguath.

Cabrera ha sido constante en las convocatorias desde que arrancó el proceso y sabe que tiene que seguir trabajando. “El profesor nos ha dicho que miremos al Mundial, que no regresemos a Honduras con las manos vacías. Ahora la meta es quedar entre los 21 o 23 que van estar en el Premundial”.

“El profe me dice que me exija, que de todo lo que tenga, le gusta que juegue y meta pierna. Yo me siento más cómodo de delantero, pero donde me ponga rendiré”, explica el “Patito” que 25 años después busca repetir lo que una vez hizo su padre en aquella Selección Nacional que fue a Qatar 1995.

SOBRE SU PADRE

Cabrera jugó en Olimpia, Vida, Real España, Marathón y la Selección Nacional y falleció en 20010 cuando su hijo apenas cumplía nueve años, el exfutbolista luchó dos años contra un cáncer de hígado.

El 'Pato' conoció que tenía un cáncer en enero de 2009 cuando recibió el primer diagnostico en los Estados Unidos, posteriormente regresó a Honduras donde confirmó que tenía cáncer de hígado y que la enfermedad estaba avanzada.

Después de la terrible noticia Orbin nunca bajó los brazos ni la lucha por seguir viviendo, personas del fútbol como Denilson Costa fueron claves para que el ex mediocampista recibiera el apoyo de varios sectores.

En el Hospital San Felipe de Tegucigalpa, el 'Pato' realizó la mayor parte de su tratamiento de quimioterapia, pero también en la capital industrial.Una de las dificultades que más tuvo Cabrera fue la parte económica ya que el tratamiento para este tipo de enfermedad tenía costo bastante caro.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias