Quique Facussé, amante de lo 'fashion' y admirador de Noel Valladares que anhela trascender con la Sub-23

Es uno de los tres porteros de la Sub-23 de Honduras que buscará entre el 20 de marzo y 1 de abril clasificar a las Olimpiadas de Tokio 2020.

Fredy Nuila

Irrumpió en la Selección Sub-23 de Honduras a mitad del año pasado y ha sido un habitual en la lucha por el arco. Se trata de Enrique Facussé atesora muchos sueños a sus 21 años y los deja al descubierto en una imperdible charla con DIEZ.

El cancerbero de la Universidad de Kentucky, uno de los descubrimientos de la era Fabián Coito, sueña con Tokio 2020 y ve en los Panamericanos de Lima, Perú, también en 2019, como un punto de inflexión para que esta camada sorprenda en en el Preolímpico.

Rasgos de su vida y cosas que nadie se imaginaba rodean la vida de este chico capitalino que ha decidido romper esquemas y concentrarse en trascender en el deporte más amado por los hondureños, el fútbol.

Se ve sorprendiendo a propios y extraños en el torneo clasificatorio de marzo próximo en Guadalajara, Jalisco, México y consiguiendo ese quinto pasaje a unas Olimpiadas.

Enrique Facussé: "En mi familia nadie ha jugado fútbol y quise abrir esa puerta".

Su pasión por la moda y ambiente empresarial en el que creció le dan rasgos interesantes a un futbolista que pretende destacar dentro y fuera del campo.

¿Qué tal este tiempo de convivencia en la Sub-23?

Siempre es un gusto venir de regreso a mi país a darlo todo, más que todo estar con mis compañeros con los cuales logramos hacer historia en los Panamericanos, después de 20 años ganar una medalla de plata es increíble; venimos con una mentalidad más fuerte, mucha gente nos miraba de menos, que no íbamos a hacer nada en los Panamericanos y ahora vamos a probar más de qué somos capaces y clasificar a las Olimpiadas.

¿Es suficientemente fuerte la mentalidad de este grupo para emular las hazañas del pasado a este nivel?

No lo vemos como algo que siempre hacemos, sino algo que podemos hacer y alcanzar, siempre nos ven de menos porque somos Honduras, pero este equipo es fuerte mental y físicamente, tenemos el cuadro para llegar muy lejos.

El fútbol universitario y el de Selección, jugar contra otros países...¿Cuál es la diferencia que establece?

Cien por ciento diferente. La diferencia es que el fútbol profesional es más rápido, yo soy el único jugador de universidad, que no es profesional aún y está en la Selección; todos están en la Liga Nacional, en la MLS, Portugal, Europa, donde sea, excepto yo que estoy en los Estados Unidos... Y se nota la diferencia, esta que estoy tomando ahorita me va a servir un día que, si Dios quiere, soy profesional algún día.

¿Cómo se dio su contacto para que Enrique, quien estaba en sus deberes, pudiera llegar a Honduras?

Lo estaba soñando y Dios me lo trajo, recibí la llamada del profesor Fabián Coito y es un sueño hecho realidad.

El cuidavallas de la H preolímpica está abierto a las posibilidades que le trae consigo la vida. Confía en trascender en el fútbol, pero, como debería ser en todos los casos similares al suyo, tiene un plan B.

Estar en la Selección seguramente es un reto con el que muchos jóvenes crecen, ¿Siempre fue su sueño ser futbolista?

Siempre, desde pequeño he sido portero, y hasta alguien que no juega fútbol su sueño es representar al país de cualquier manera... Representar al país en el fútbol es lo mejor, estar haciendo mi sueño, sigo peleando mi puesto.

¿A qué edad empezó a sentir ese gusanito por este deporte?

Dos o tres años, andaba agarrando pelotas y todo.

¿Pero siempre como guardameta o alguna otra posición?

Yo solía ser delantero, era muy rigioso y todos me gritaban que les diera la pelota y yo nunca lo hacía; me hice portero porque yo tomó las decisiones y me gusta, resultó que era bueno. Me gusta tener el control del partido, tener la visión de todo, especialmente porque me gusta hablar y ser el comandante, puedo verlo todo.

¿De qué equipo es seguidor?

Barcelona y Olimpia.

¿La familia es olimpista?

No, ellos son Motagua, pero me gusta llevar la contraria siempre, me gusta tener el control y siempre tener las cosas a min manera; peleo por lo mejor siempre.

¿Tiene el sueño de jugar en Olimpia?

No diría que solo en Olimpia, siempre tengo mis oportunidad abiertas y todo lo que salga tengo que analizarlo de la mejor manera; no me voy a cerrar ahora mismo para ningún equipo.

¿Tiene otras metas en la vida además del fútbol?

Quiero ser profesional y tener una carrera de, por lo menos, 20 años; quiero mi título para después, hacer mis propios negocios y ver cómo nos va en la vida. Primero empezar por el fútbol y luego irlo incorporando en lo que pueda hacer alrededor.

¿Su familia qué dice sobre el interés suyo por el fútbol?

Mi familia siempre me va a apoyar, empecé hacer eso en el fútbol porque quiero abrir nuevas puertas, mi familia siempre ha sido bien exitosa en los negocios, pero quiero abrir esas puertas porque nadie ha sido un atleta, sí atleta pero no a otro nivel, ¿por qué no hacer las dos cosas a la vez si eso me va ayudar mucho?

Analítico en cada respuesta, Quique Facussé deja en claro sus metas en la vida, estando entre ellas el fútbol, su gran pasión.

Hay muchos deportistas que pertenecen a familias empresariales pero no se dedican pese a tener talento, ¿usted si quiere hacerlo?

Son las ganas que tengo, soy una persona que va a empujar a lo que quiero, por eso ahorita que estoy fuera de la universidad estoy haciendo tareas en línea pero a la vez tengo la mente enfocada en el fútbol, llevó los estudios al mismo nivel.

¿Qué quiere ser cuando se retire de la actividad?

Siempre tengo mi mente abierta, soy muy metido al tema de la ropa, lo 'fashion', entonces creo que voy a incursionar en ese mundo.

¿O sea que sería diseñador?

Vamos a ver, quién sabe. Tengo muchos intereses y tengo mis opciones abiertas.

¿Qué hace en Estados Unidos aparte de jugar fútbol y estudiar?

Corto pelo, me gusta que mi equipo se vea bien, qué más, no sé, soy una persona feliz que le trae un sentido del humor al equipo y soy quien los levanta y nunca me van a ver enojado... Solo que me hagan una mala pasada.

¿Cómo es su relación con sus compañeros de la Sub-23?

Son mis hermanos, los trato así, pasamos una experiencia espectacular en los Panamericanos y nos llevamos como una familia; mi relación con todos es muy buena y me recibieron muy bien, yo lo tomo muy a pecho porque es algo que se aprecia, es una familia y es lo que el equipo tiene como diferencia, la humildad y la unidad.

¿Cómo le dicen en la H?

Facu, 'Gringo', Facussé, Quique... De todo me dicen.

¿Sus amigos de infancia alguno ha cumplido algún sueño como deportista o solo usted?

Uno que se llama Gabriel jugó en Motagua, es el único, pero es 10 años mayor que yo y era más amigo de mi hermano mayor.

¿Tiene estatus social el fútbol? ¿Importa el nivel de vida en el que uno crezca?

Nada que ver, es la garra y el corazón, la capacidad que uno tiene para llegar lejos... No importa de dónde venís, siempre lo he dicho y mucha gente no lo entiende, el fútbol es un deporte, es la vida, y uno toma lo positivo y lo negativo; el fútbol te cambia la vida en un segundo, yo no puedo decir 'vos podés porque sos de allá'... Todos somos lo mismo, al final todos estamos en el mismo lugar y valemos lo mismo, no veo la diferencia.

¿Sí importan los estudios para formar una disciplina, carácter y tomar buenas decisiones?

Eso viene del profesionalismo también, la educación es algo básico y mucha gente lo debería tener; hay que incentivar a la gente a ser educada y tener pasión, es básico, los valores. Son cosas pequeñas pero los equipos se forman de cosas pequeñas, toma tiempo pero yo sé que vamos a llegar lejos.

¿Sería mejor el futbolista hondureña si aquí priorizarán sus estudios los clubes?

No comparo países ni nada, cada país tiene su cultura; la única diferencia que pongo es que ellos tienen más utilidad, cosas con qué trabajar y nosotros trabajamos con lo que tenemos... Vamos a llegar lejos con lo que tenemos porque somos humildes y este equipo va a llegar lejos.

¿Me quiere dar a entender que si tuviéramos mejor infraestructura llegaríamos incluso más lejos?

Cien por ciento. Cualquier equipo con una buena infraestructura puede llegar lejos. Pero te puedo decir que los profesores que han venido, Coito y Arnold, todos, nos han ayudado a acrecentar el carácter de este equipo, a no importarte lo que tengás enfrente sino en lo que va a venir. Estoy muy alegre con lo que los profes han hecho con este equipo.

Enrique Facussé no pierde la ilusión de ser el titular en el Preolímpico de Guadalajara rumbo a Tokio 2020. Trabaja el doble para convencer a Coito.

¿A qué futbolista en la historia del balompié hondureño creció admirando?

Noel Valladares. Siempre. Noel cien por ciento. Es la persona con la que dije que algún día iba a jugar, se me retiró muy temprano. Tuvo una buenísima carrera. La única vez que lo conocí en persona fue cuando él vino a entrenarme a la Escuela Americana de Tegucigalpa y fue una experiencia inolvidable.

¿Algún equipo del fútbol hondureño se ha interesado en usted o lo ha llamado?

Aún no.

¿Cómo cree que esta Selección podrá mantener la línea y hacer las cosas bien en Guadalajara?

Vamos a sorprender como lo hicimos en los Panamericanos y vamos a hacer historia otra vez; estoy bien confiado, vamos a hacer un buen trabajo en el Preolímpico.

Vemos que su estilo en el arco es a lo Marc ter Stegen, le gusta salir jugando y como hacen habitualmente los porteros reventando el balón...

Aprendí viendo a Neuer, lo veía saliendo hasta mediocampo y anticipando las jugadas, la visión del campo es muy importante y soy una persona que siempre voy a leer la jugada antes que pase, salir más temprano. Soy creativo y me gusta hacer cosas nuevas.

¿Su espejo de la portería en la actualidad quién es?

En Honduras, 'Buba' (López), entrenando con él aprendés muchísimo, siempre estoy abierto a aprender mucho, más de él que jugó en la MLS.

¿Su mejor compañero en el fútbol de Honduras?

Alex Güity, Michael Perelló, los porteros son mis hermanos... Cristopher Meléndez, José García, Darixon Vuelto y Kervin Arriaga.

¿Tienen grupos de Whatsapp?

Sí. Tenemos el grupo de porteros, habló con el profe.

¿Las bromas no fallan fijo?

Claro, hay que darle un sentido de humor al equipo.

¿Se ve en Tokio 2020?

Sí. Dios quiera y le dé la oportunidad al equipo de clasificar y hacer un buen papel allá.

¿Tomaría alguna oferta del fútbol hondureño si se da o está enfocado en llegar a la MLS?

Yo tengo las oportunidad abiertas, si sale tengo que ver que es lo mejor para mí... No solo tengo mi hijo en la MLS, lo tengo en todos lados, si me sale algo en cualquier lado voy a compararlo y ver qué es lo mejor para mí, no tomar una decisión al azar.

¿Ha tenido opciones afuera de Estados Unidos?

Yo no. Solo una persona de mi universidad en la mejor temporada que tuvimos se fue a la MLS, al Columbus Crew. Somos cuatro que, si Dios quiere y nos va bien, muchos equipos de la MLS nos van a ver, he ido a 'try outs' (campamentos) e, incluso, a Brasil. Sigo abriendo puertas y dando lo mejor de mí.

¿En enero espera estar en el Draft de la MLS?

Esperamos estar ahí.

Facussé es uno de los tres guardametas hondureños que apunta al Preolímpico de México. El meta de la Universidad de Kentucky no oculta su emoción por representar a Honduras.

EXTRACANCHA

Hablando de otros temas, ¿qué es lo que más le gusta a Enrique de su país?

Roatán. Cuando vengo de vez en cuando llego.

¿Ha invitado a algunos compañeros?

Deberían pero no es tan fácil.

Alex Güity: "Se ha clasificado a las tres Olimpiadas anteriores y hay que seguir ese hilo".

¿Aparte de inglés y español habla otros idiomas?

Portugués e italiano. Quiero aprender francés.

¿Cinco idiomas no estaría nada mal?

Está duro. Ja, ja, ja.

¿Se ve estudiando algo más?

Estoy estudiando administración de empresas y comunicaciones y eso me da muchas variantes, me abre otras puertas y vamos a escoger lo mejor adonde me lleve mi carrera.

¿Y enfocarlo a la moda?

Estilista no. 'Fashion', algo de ropa.

¿O sea que usted le da los 'tips' para vestir a los compañeros de equipo?

Crean o no, sí... Hay gente que se viste bien, pero no he visto algo más allá.

¿Y con las chicas cómo le va? Preguntan mucho por usted... ¿Es sociable usted?

Diría que escriban, que me sigan y estén atentos a lo que viene. Soy una persona que habla con todos, no me da pena nada y prefiero hacer amigos que enemigos, tengo cero enemigos.

¿En la cancha si es de los que piensa que no hay amigos?

Ahí si no, yo no tengo amigos en la cancha. Todos se impresionan cuando estoy en al cancha y me dicen: ¿Por qué te enojás tanto?'...Soy otra persona en el campo y me lo tomo muy en serio.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias