Liga Nacional

Christian Altamirano se sincera: 'Fui un jugador muy indisciplinado, creía que con el talento lo tenía todo'

El jugador del Olimpia, Christian Altamirano, habla de su actual paso por el Olimpia y lo que significa Pedro Troglio para él.

2021-12-02

Como nunca antes. Christian Altamirano ha abierto su corazón y en una charla con DIEZ repasa de forma rápida lo que ha sido su carrera como futbolista. Ya con 32 años, aduce que la indisciplina le pasó factura y eso le cortó el avance en su carrera.

El futbolista del Olimpia no se miente a sí mismo y revela que fue un jugador indisciplinado, pero que logró recomponer en el trayecto de la vida y con ello darle una dirección acertada a su vida personal y futbolística.

VER MÁS: Así marcha el mercado de fichajes del fútbol hondureño

Christian Altamirano, el que ha enamorado con su velocidad, con su gambeta y desparpajo cuando tiene la pelota en sus pies, recibió una segunda oportunidad en el fútbol tras Pedro Troglio haberle tocado a su puerta. Vive su segunda etapa como jugador del Olimpia

LA ENTREVISTA:

¿Cómo califica su momento en el Olimpia?
Bien, he ido de menos a más, acomodándome, el fútbol es lo mismo pero las ideas de los profesores son diferentes, gracias a Dios estoy mejor que al inicio.

¿Lo tomó como una revancha?
Sí porque cuando estuve la primera vez no me fue tan bien, creo que vine bastante joven y el regreso es como lo decís, una revancha, tuve posibilidades de irme a otros lados pero tenía eso ahí pendiente de poder venir al Olimpia, mostrarme y dar lo mejor de mi para el equipo que en su momento invirtió mucho en mí y no di los resultados que esperaban y por eso volví.

$!Foto: Diez

Christian Altamirano ha amarrado puesto de titular con el Olimpia de Pedro Troglio.

¿Qué diferencias encuentra en el Christian Altamirano del pasado al de ahora?
La verdad que muchas. Ahora es cuando uno se da cuenta que muchas de las cosas que uno hizo no eran las correctas para el talento y el trabajo que uno tiene, muchas cosas tuve que cambiar y gracias a Dios esos cambios llevaron un tiempo pero sabiendo que esos cambios eran buenos y sabiendo que al final iban a tener resultados positivos.

¿Qué aspectos tuvo que cambiar?
Ser una persona profesional, comprometida y disciplinada, a veces creemos que solo importa el talento y no es así, el talento también uno tiene que agregarle disciplina, compromiso, saber que cada día se tiene que dar lo mejor del trabajo y tener ese compromiso dentro y fuera de la cancha con la institución. Tuve que cambiar esas cosas para al final ser un profesional en las dos facetas.

¿Cuáles son los errores que ha cometido y que hoy se arrepiente?
Los errores sirven mucho para formarnos y enseñarnos, pero siempre digo que hay muchos erores que uno comete en la vida que son necesarios pero otros se pueden evitar. No comparto la frase que dice que uno tiene que caer y cometer errores para aprender, creo que hay errores que uno puede evitarlos no tienen que suceder para mejorar. Hubo muchas cosas que no tuvieron que pasar para poder aprender, hay situaciones que uno tiene que atravesar pero otras que no debieron estar y me afectaron en el crecimiento deportivo y personal.

Es una realidad que la familia es quien siempre le apoya, pero aparta de ellos ¿quién le ayudó en eso?
Como lo dices, la familia es lo principal en ese aspecto, primeramente creo que fue dar ese paso de creer que realmente estaba equivocado, entregar mi vida a Cristo, tomar ese camino para que Dios tuviera el control de mi vida. El señor fue poniendo la gente correcta, no perfecta, pero sí personas correctas que me ayudaron a cambiar muchas cosas, a ser mejor, a dirigir mi vida, creo que eso me estaba faltando, tener gente a mi lado que me sumara y no que me restara porque al final es la gente, los amigos... muchos vinieron y son parte fundamental para mi crecimiento.

$!Foto: Diez

Altamirano cada gol que marca, se lo dedida a Dios y lo hace alzando sus manos.

¿Cómo se define hoy como jugador y persona?
Alguien que cada día disfruta y aprovecha cada instante, no me gusta perder el tiempo sino aprovechar cada momento. Todos los días quiero aprender y ser mejor en todos los aspectos, mejor jugador, mejor papá, mejor hijo, mejor amigo, ese es un trabajo diario. Hay una frase que la escuché de alguien y se me quedó, me gustó: 'Soy mejor que ayer y peor que mañana', creo que eso debería ser a diario para nosotros y así mejorar cada día.


Ya hablando un poco de lo futbolístico. ¿Cuál ha sido su mejor momento como jugador?
La verdad que desde que tomé la decisión de cambiar mi vida, que fue hace siete años, he vivido momentos lindos en mi carrera. Estos últimos años di ese paso de poder encaminarme a hacer las cosas correctas, pasé buenos momentos, creo en el 2017 fue un año muy bueno que al final lo disfruté mucho porque en lo deportivo en enero quedé campeón de la Uncaf con la selección y cerré el 30 de diciembre con el campeonato del del Real España. Fue un gran momento, todo ese año estuv en la selección, en la eliminatoria, partidos amistosos, muy buen torneo el 2017 pero son momentos bonitos, creo que cada año ha sido mejor, viví años bonitos en Estados Unidos.

¿Qué le faltó para dar el gran salto en tu carrera?
Compromiso, disciplina, si algo me faltó en ese momento fue saber a qué estaba jugando. Fui un jugador muy indisciplinado, un jugador que iba a entrenador que creía que con el talento lo tenía todo y creo que me faltó dar ese extra, tal vez entrenarme bien, ser un profesional, todo eso me faltó... a veces el talento solo llega a algo, pero cuando lo tenés y con ello hay disciplina, sos comprometido, sos profesional, te lleva a mejores lugares y creo que eso me faltó para dar ese salto importante en su momento.

¿Qué ha representado para usted ser dirigido por Pedro Troglio?
Mucho, porque yo de todos los entrenadores he aprendido bastante, cada entrenador tiene su estilo, ya conocemos al profe Troglio como jugador, ahora como entrenador, todo un profesional. Me ha ayudado demasiado porque ha sacado lo mejor de mi, me ha exigido, yo tal vez no tuve eso de que me exigieran tanto como se me ha exigido acá en Olimpia, el profe ha sido fundamental, porque sé que tengo para dar más, y a veces me acomodaba mucho en los entrenamientos, tal vez daba un pase bueno o metía un gol y creía que solo eso era, había otra parte y era el del sacrificio y la actitud y con el profe Troglio lo conseguí. Estoy mucho mejor gracias a él que día a día me exige.

¿Antes de llegar a Olimpia tuvo acercamientos con el Motagua?
Sí, la verdad que he tenido muchos llamados de ellos cuando he quedado libre pero no se ha dado la oportunidad, tuve la chance antes de venir a Olimpia de poder estar con ellos, pero lo mío pasaba por eso que dijiste, que tenía yo ahí, eso que me faltaba, me quedaba regresar al Olimpia para mostrarme y poder jugar y dar lo mejor de mi al club porque yo siempre recibí lo mejor de ellos. No pasó por lo económico, ni nada de eso, sino que yo quería regresar al Olimpia. Y fue muy criticado el regreso mío porque aquí al jugador después de los 30 años los están retirando, pero yo creo que si Dios me trajo aquí es por algo.

A veces hablamos de las metas que uno cumple, ¿pero Christian Altamirano qué no ha podido cumplir?
Lo de estos últimos siete años han sido muy buenos para mí, siempre quise ser campeón con clubes, estar en la selección, salir al extranjero y todo eso lo he logrado, pero me hace falta más, quiero este año buscar el campeonato con Olimpia y luego salir nuevamente al extranjero porque es lo que deseo y estoy trabajando para eso.

¿Mira a este Olimpia para campeón?
Sí, ahora sí. La verdad que al inicio no estábamos bien, el equipo pasó por momentos difíciles en este torneo, pasaron cosas muy extrañas con lesiones, jugadores en la selección y que no descansaron en todo el año, al final todo eso pasa factura. Lo que pasó en Surinam, eso afectó mucho en lo mental del equipo porque son cosas que no están a tu alcance, no dependen de vos y te juzgan por eso en cosas que no tuviste nada que ver. Aquí en Olimpia hay mucho joven pero el equipo se levantó y demostramos de qué estamos hechos. El domingo tenemos una linda oportunidad para poder seguir mostrando de que Olimpia pasó por un gran momento pero que se levantó de ese golpe difícil y que está listo para el campeonato.