Sub-20 de Honduras sirve como prueba piloto para reactivar el fútbol de Honduras en medio de la pandemia

La Selección de Honduras Sub-20 inició el regreso a las canchas con pruebas PCR rápidas y cómo serán los entrenamientos y se hará solo con 10 jugadores por cada ciudad

Redacción

Bajo estrictas medidas de bioseguridad y con un protocolo que se debe cumplir a cabalidad, la Selección Sub-20 de Honduras inició este día su regreso a los entrenamientos en medio de la pandemia del coronavirus. Los trabajos se hacen con grupos de 10 jugadores en las ciudades de San Pedro Sula, Tegucigalpa y La Ceiba.

Curiosamente, estas son las zonas de más alta infección del COVID-19, pero la Fenafuth ha preparado un plan de bioseguridad que incluye las pruebas rápidas de sangre para detectar el virus. Los futbolistas han sido sometidos a este proceso que servirá como prueba piloto.

Ver: REINALDO RUEDA REVELA ERRORES COMETIDOS EN HONDURAS

“Nosotros nos tenemos que acostumbrar a esto, hemos salido bien y esperamos mantenernos bajo estas medidas de bioseguridad para lo que viene en el fútbol en otras categorías como en Liga Nacional, Ascenso y otras categorías de las Selecciones nacionales”, dijo Gerardo Ramos.

El equipo que trabajó en San Pedro Sula, este jueves únicamente lo hizo para darle a todos los que estarán en los entrenamientos, las medidas que se pueden tomar. De entrada, se le toma la temperatura a cada jugador, que tiene que llegar por su propia cuenta, igual el resto del cuerpo técnico y utileros.

Ver: MUMA BERNÁRDEZ SUEÑA CON LA PRESIDENCIA DE FENAFUTH

“Trabajamos en San Pedro Sula, Tegucigalpa y La Ceiba; hoy recibimos los resultados de las pruebas rápidas de COVID-19 y en base a esto, los muchachos están citados mañana viernes a las 7.00 de la mañana en San Pedro Sula, no sé a qué horas se hará en las otras zonas. Será un mes de entreno e iremos evaluando cómo son los resultados en esta primera fase”, comentó Ramos sobre el plan de trabajo.

La Selección Sub-20 de Honduras comenzó a trabajar bajo estrictas medidas de bioseguridad en San Pedro Sula, Tegucigalpa y La Ceiba.

Los jugadores recibieron su gel de manos que debe aplicarse muy seguido para desinfectarse. No pueden estar en grupos, prohibido darse la mano y abrazarse. Habrá un médico en cada entrenamiento constatando que todo se cumpla y dar atenciones cuando se requiera. Los futbolistas tendrán sus kits de bioseguridad, agua e indumentaria por separado.

¿QUÉ PASA SIN UN JUGADOR SALE POSITIVO?

En San Pedro Sula los trabajos están a cargo del preparador físico uruguayo Ariel Bustamante, quien junto a Luis Alvarado, entrenador de la Sub-17, estará dándoles la mano para que se pueda llevar a cabo esta prueba piloto. Los jugadores tienen que someterse a estas pruebas de forma constante, pues el virus puede llegar en cualquier momento sin avisar.

Los jugadores de la Selección Sub-20 de Honduras deben cumplir con todos los protocolos de bioseguridad establecidos.

¿Qué pasará si un jugador da positivo de COVID-19 en los entrenamientos? El gerente de la Fenafuth, Gerardo Ramos explica claramente. “Se pararán los entrenamientos y obviamente se esperará un tiempo prudencial para hacer las pruebas. Se va a retirar el jugador que de positivo, luego se tiene que hacer el examen PCR para confirmarlo. Este es un riesgo para todos, no solo de los jugadores, son 15 personas trabajando. Si sale un positivo, se detienen los entrenos para tomar todas las medidas”, explicó Ramos.

Luego sentenció: “Ya se les informó que si en casa tienen algún familiar contagiado, que avisen con tiempo para así evitar que lleguen a las prácticas. Todos nos estamos acostumbrando y vamos a ir aprendiendo siendo muy responsables porque a cargo de Fenafuth están estos muchachos y colaboradores. Esto nos va a servir para que los clubes de la Liga Nacional tengan una idea y tomando medidas para que el fútbol vuelva”.

FOTOGALERÍAS

Mas Noticias